Arkorelax. Para un sueño reparador.

arkorelax

Arkorelax. Un proyecto TRND.

Hace cosa de algo más de un mes, desde la página TRND me dieron la posibilidad de participar en uno de sus proyectos. En el estaríamos probando un nuevo producto llamado Arkorelax, que nos prometía un sueño reparador.

Yo, tengo problemas de sueño, y me inscribí sin pensármelo dos veces. Fui elegida entre las miles de candidaturas, pero sólo fuimos 1000 trndian@s los afortunados.


¿Qué es TRND?

Es una comunidad. Siendo parte de ella puedes colaborar en distintos proyectos que algunas empresas llevan a cabo para conocer la opinión de los futuros usuarios. Hay de todo: bebidas, productos de belleza, innovaciones tecnológicas, electrodomésticos, servicios online y mucho más.

Presentas tu candidatura y si eres elegido empieza la fiesta. Recibes el producto en cuestión en casa, sin ningún coste. Tienes que probarlo, según las instrucciones que te dan y después dar tu opinión más sincera. No importa si el producto no te ha gustado, porque ese feedback que después haces sobre el proyecto ayuda a las empresas en conocer sus puntos flacos o cosas a mejorar. Todos salimos ganando.

Éste es el primer proyecto en el que participo y espero poder hacerlo en muchos más porque es muy interesante. Os animo a vosotros también a inscribiros.

Arkorelax, de laboratorios Arkopharma.

¿Qué es Arkorelax?

Arkorelax es un complemento alimenticio a base de extractos de plantas, melatonina y B6. Contiene 30 comprimidos y su precio ronda los 7€.

Os cito textualmente:

Los extractos de plantas de Valeriana, Pasiflora, Lúpulo, por su acción relajante, ayudan a afrontar el estrés cotidiano y favorecen la conciliación el sueño. La Melisa y la Amapola de California, actúan sobre la calidad del mismo, ayudando a disminuir los despertares nocturnos. La Pasiflora favorece un sueño reparador. Además, la Melatonina contribuye a disminuir el tiempo necesario para conciliar el sueño y la Vitamina B6 ayuda a disminuir el cansancio y la fatiga y al funcionamiento normal del sistema nervioso.

A los pocos días de ser elegida recibí el producto Arkorelax en casa. Debía tomar una pastilla por la noche, antes de irme a dormir durante 15 días.

Por temas de estrés mi insomnio se había descontrolado un poco. Suelo irme a dormir tarde, desde siempre, pero llevaba un tiempo que al llegar a la cama me daban las 3 y las 4 de la mañana sin dormirme. Mi mente no paraba.

Por si fuera poco, en las 5 o 6 horas que dormía me despertaba, sin problemas, de 2 a 3 veces. Y eso no es todo lo malo, es que me desvelaba y entonces me entraba hambre y bajaba a atracar la nevera. Un descontrol todo.

Así que cuando recibí este producto levanté las manos al cielo y pensé que sería la cura milagrosa a mi problema. Entenderéis mi entusiasmo.

arkorelax

Prueba.

La primera noche, tomé mi pastilla justo antes de irme a la cama. No pasó nada, bueno sí, el tiempo. Pasó algo más de hora y media hasta que conseguí quedarme dormida.

Segunda noche, viendo mi primera toma de contacto, pensé que sería mejor tomarla un rato antes de irme a la cama. Una hora antes de irme a dormir la tomé. Bostezaba y tal y pensé que era el momento de dejarme caer en los brazos de Morfeo. Pero nada. Tardé como una hora en dormirme.

La tercera noche ya empecé a mosquearme y tomé la pastilla justo depués de cenar. Ahí me fue mejor. Subí a la cama y no recuerdo dar demasiadas vueltas.

A los pocos días de empezar a tomar Arkorelax era hora de dar el informe sobre nuestra evolución. Yo seguía sin notar ese sueño reparador del que muchos de los trndian@s hablaban. Pero leyendo las opiniones vi que no era la única a la que le pasaba. Los encargados del proyecto nos comentaron que cada cuerpo necesita un tiempo para habituarse a esta clase de medicamentos.

Durante esos 15 días tomé todas las noches mi pastilla, religiosamente. Cada vez me costaba menos dormirme, y los despertares nocturnos se redujeron bastante. Algunas noches conseguía dormir del tirón hasta la mañana siguiente y otras, sólo me despertaba con ganas de ir al baño y no me quedaban fuerzas para nada más que volver a dormir.

Por las mañanas, en mi opinión es cuando la pastilla está en su momento más dulce. Me cuesta un poco desperezarme y ponerme en marcha. Pero viendo todo lo que he conseguido lo considero un daño colateral.

Opinión.

A mi me ha costado una tableta entera empezar a notar efectos, es decir, cuando el proyecto ya estaba acabado empecé a notar el sueño reparador del que hablaban. Llegó tarde, pero llegó.

En mi cuenta de Instagram os he hablado de este producto. Cuando sólo me queda la mitad de producto es cuando mejor me encuentro con él. No lo tomo todas las noches. Ahora sólo cuando quiero dormir temprano recurro a él y la verdad es que me funciona. Eso sí, si estoy nerviosa de más a mi cuerpo le cuesta rendirse a sus efectos, pero cuando lo hace, duermo muy bien.

Por lo tanto, si eres una persona con hábitos de sueño más o menos normales, que a veces no consigue conciliar el sueño, te lo recomiendo.

Por el contrario si eres como yo, insomne por herencia, te recomiendo que lo hagas a modo de tratamiento, tóma una cada noche hasta que tu cuerpo se acostumbre y una vez lo haga, recurras sólo cuando lo necesites.

¿Lo vas a probar?

Como en todo. Esta es mi más sincera (y detallada) opinión. Sin paños calientes, las cosas como son.

La verdad es que ahora que mi cuerpo se ha acostumbrado al producto Arkorelax, me planteo comprar otra caja cuando se me termine esta. Porque tiene muchos extractos naturales que se complementan muy bien. Creo que 1mg de melatonina en mi caso es poco, si llevase 2 sería perfecto. Pero eso lo dejo aquí, por si Arkopharma decide aumentar la dosis o hacer una un poco más potente.

Después de lo que habéis leído ¿vais a comprar Arkorelax?.


Deja un comentario